Contenido principal

¿Cómo Hidratar el Contorno de los Ojos?

Los ojos son uno de los órganos más complejos y sofisticados del cuerpo humano, y su contorno igualmente es muy importante para la salud de la vista. Del mismo modo que existen muchas recomendaciones sobre cómo cuidar la vista, también hay consejos para cuidar la capa de la piel que los protege. Hidratar el contorno de los ojos implica muchos beneficios para los ojos y previene futuros problemas de vista.

Cuidar la silueta de los ojos puede aportar mejoras estéticas, como combatir los signos del envejecimiento. La vista, a medida que pasan los años, se va deteriorando de forma natural. Sin embargo, un buen tratamiento en esta zona puede ayudar a retrasar su deterioro. A continuación descubrirás los beneficios de hidratar las ojeras y las distintas formas de llevar a cabo este proceso de manera natural y saludable.

Beneficios de hidratar el contorno de los ojos

No existe una edad definida ni un tipo de piel concreta para tener que hidratar la silueta de los ojos. Como en muchas cosas, cada caso es particular y cada piel un mundo distinto. Aun así, lo normal es que empiece a ser recomendable a partir de los 25 años de edad, momento en el que empiezan a florecer las primeras líneas de expresión. Igualmente también es recomendable para personas que están muchas horas al día delante de pantallas, ya sea ordenador, móvil o televisor.

Un contorno de ojos hidratado es bueno para combatir la mirada cansada, producida por las pantallas de dispositivos electrónicos o por falta de sueño y descanso. De hecho, es una mirada cansada lo que provoca la aparición de ojeras. Para estos casos, no es tanta la importancia de que la zona esté hidratada, como de drenar la zona para que no se retengan líquidos y evitar que aparezcan esas bolsas típicas.

Por otra parte, tratar el contorno de los ojos con cremas específicas ayuda a minimizar de forma efectiva los signos de la edad. No se trata de un tratamiento que hace desaparecer las arrugas, pero sí evita que estas aparezcan con rapidez y de manera abrupta. En el caso de pieles sensibles, el uso de productos específicos supone un extra de hidratación, algo que a una piel sensible nunca le viene mal. Las vitaminas K y E son especialmente beneficiosas para esta parte de la piel.

A mayor hidratación, mayor salud para la piel, y a mayor salud también mayor protección. Al ser la piel que más en contacto está con los ojos, es importante que esté protegida contra agentes externos como la luz solar. Se puede hidratar el contorno de los ojos por la noche, para que tenga ese efecto reparador mientras se duerme y mantener esa protección durante el día.

Consejos para hidratar el contorno de los ojos de forma natural

Dado que los ojos son un órgano muy sensible y delicado, no es nada recomendable coger un producto cualquiera y untarte los párpados y las bolsas inferiores sin más. De hecho, si se hace eso, lo más probable es que se padezca hinchazón y escozor en los ojos al poco tiempo. Para hidratar la zona hay que contar con los productos adecuados y aplicarlos de la forma indicada para evitar esos episodios de irritación en la vista.

Utiliza solo productos indicados

Existe una infinidad de productos cosméticos e hidratantes para la piel en el mercado. Pero no todos tienen la misma calidad, no todos sirven para lo mismo y no todos están indicados para una parte tan sensible como el contorno de ojos.

Si vas a usar cremas, cerciórate de que están debidamente indicadas para la silueta de los ojos. De igual manera se recomienda no abusar de estos productos. Pueden aplicarse tanto por la mañana como por la noche, pero con moderación. La cantidad no debe ser más grande que la yema de tu dedo índice; cuando lo apliques masajea de manera suave y, por supuesto, vigilando que el producto no entre en contacto directo con el ojo.

Las cremas protectoras del sol igualmente son útiles, pero es importante leer bien las instrucciones de uso, ya que podrían advertir de provocar irritación en los ojos. En tal caso, sería mejor no usar esos productos.

Hidrata bien tu cuerpo

No sirve de nada utilizar mil productos hidratantes para la piel si no se hidrata adecuadamente el interior del cuerpo. La indicación más lógica para ello es beber mucha agua. Un cuerpo hidratado por dentro facilita la hidratación por fuera. En mujeres se recomienda beber casi tres litros de agua al día y en hombres hasta cuatro.

Hidratar bien el cuerpo para así hacer lo mismo con el contorno de los ojos también se puede conseguir con buenos hábitos de salud. Productos como la sal, el alcohol o el café, consumidos en exceso, propician una mayor sequedad en la piel. Es recomendable consumir mucha agua pero también reducir el consumo de estos productos. Existe, por ejemplo, la opción de tomar tés e infusiones con teína.

Mensaje de orientación
Para una mejor experiencia, gire su dispositivo